Nosotros

Documental relata el colapso de Rhythm & Hues

Un año después de que la compañía Rhythm & Hues (R&H) se fuera a Capítulo 11 por quiebra poco después de ganar el Óscar por mejores efectos visuales con la película “The Life of Pi”, aparece en Internet el avance del documental “Rhythm & Hues: Life After Pi”.

El breve documental relata la secuencia de eventos que ocurrieron durante la última temporada de primavera cuando el estudio de efectos visuales se declaró en bancarrota justo antes de ganar el Óscar por su labor en la película del director Ang Lee.

“Life After Pi” fue grabado en el mismo estudio de efectos visuales durante las semanas que después de la quiebra. La película será presentada en línea el 25 de febrero, de acuerdo a Cartoon Brew.

Captura de la película "Life of Pi" del director Ang Lee, por la que Rhythm & Hues ganó el Óscar de Efectos Visuales en 2013.

Captura de la película “Life of Pi” del director Ang Lee, por la que Rhythm & Hues ganó el Óscar de Efectos Visuales en 2013.

 

De acuerdo a la página del documental, este corto de 30 minutos es “solo el primer capítulo de un documental de larga duración titulado “Hollywood Ending”, que se adentra en los grandes y complejos retos que enfrenta la industria de cine de Estados Unidos y los muchos profesionales que trabajan en esta, cuyos destinos y medios para vivir están entrelazados”.

El propósito de este documental es examinar el incidente y el impacto que tuvo en movilizar a la industria de efectos visuales para intentar arreglar este deficiente modelo de negocios, informó PanARMENIAN.Net.  “Hollywood Ending” busca explicar con claridad el “por qué la capital mundial del cine está forzando a los cineastas a irse”.

“Fue como una perfecta tormenta de basura ocurriendo con todo a la misma vez”, explica en el avance Lee Berger, presidente de R&H.

“Life After Pi” fue dirigida por Scott Leberecht, un director de arte de R&H.  La productora fue Christina Lee Storm, una exempleada de la compañía que ahora es directora ejecutiva de Act One.

Una porción del tráiler muestra la protesta de 2013 que la comunidad de efectos visuales hizo en Hollywood Blvd. durante el domingo de los Premios Óscar.  La comunidad planifica realizar otra protesta este año.

Facilidades de Rhythm & Hues en Los Ángeles.  Foto: R&H.

Facilidades de Rhythm & Hues en Los Ángeles. Foto: R&H.

Lo que ocurrió, desde el punto de vista de un exempleado

Harrison Stark, quien trabajó durante dos años y medio en Rhythm & Hues como director técnico de animación técnica, relató su experiencia durante los últimos meses que pasó en el estudio en una entrevista con TODO LO COOL.  Stark trabajó en películas como “Alvin and the Chipmunks: Chipwrecked”, “Life of Pi”, y “Percy Jackson & The Sea of Monsters”.  Ahora trabaja en Canadá, donde trabaja en otro estudio de efectos visuales.

TLC:  “¿Cómo terminó en quiebra R&H?”

Stark:  “Los detalles son muy complicados.  El 2012 fue un año sumamente difícil para ellos en cuanto a las finanzas, y a inicios del 2013 no tenían el dinero a la mano para pagar la nómina.  Hay toneladas de diferentes factores que entraron en juego: algunos sobre la industria en general, otros específicos de Rhythm [& Hues].  El hecho de que la industria de cine tiene solo una media docena de clientes grandes significa que los estudios de efectos visuales tienen que constantemente cotizar por debajo de los otros.  Esto con frecuencia equivale a realizar un proyecto con pérdidas o apenas cubriendo los gastos, solo por mantener una buena relación con el estudio de cine.

Estas cotizaciones por lo general se hacen bien temprano en el proceso de la producción de una película.  Como las cosas cambian frecuentemente, los gastos aumentan sin que la compensación para el estudio aumente.  Por ejemplo, ya para el final de “Life of Pi”, el estudio (Fox 2000 Studios) volvió a filmar algunas secuencias, lo que puso a los efectos visuales en pausa.  Mientras tanto, R&H no recibió pagos por el trabajo durante ese tiempo (o al menos la paga era muy poca), pero sin embargo tenían el gasto de retener parte de la plantilla para trabajar en la película cuando regresaran las nuevas secuencias. Este tipo de situación ocurría todo el tiempo.

En cuanto a R&H, ellos tenían una política muy generosa sobre pagarle tiempo libre a sus empleados a tiempo completo, probablemente demasiado generosa”.

TLC:  “¿Generosa en qué sentido?  ¿Una gran cantidad de dinero?”

Stark:  “Como muchos empleados nunca tuvieron la oportunidad de irse de vacaciones, esta obligación sencillamente aparecía en los libros del estudio y era una gran parte de sus problemas de flujo de fondos.  No estoy del todo seguro de cómo funcionaba dado a que yo no cualificaba para este, pero era básicamente días de vacaciones.  Creo que las personas estaban acumulando muchísimos días de vacaciones que ellos ni podían usar.

Durante la quiebra, aún se trabajaba en varias películas, como “R.I.P.D.”, “Percy Jackson” y “Seventh Son”, al igual que otras  que aún estaban en etapas muy tempranas.  Fox, Universal y Legendary Pictures proveyeron préstamos para que R&H terminara esos tres proyectos durante el proceso de quiebra.

Al final, se realizó una subasta y la compañía Prana terminó comprando a R&H.  Luego de esto, gran parte de las facilidades en India continuaron operaciones y Los Ángeles sigue operando, pero con una plantilla muy reducida”.

TLC:  “¿Cómo fueron los días de trabajo durante estas semanas de quiebra?”

Stark:  “Horrible.  El viernes antes de declararse en quiebra, anunciaron que los cheques se iban a atrasar.  Entonces, ese fin de semana los jefes tuvieron que llamar a cientos de empleados para cesantearlos y dejarles saber que no volvieran el lunes.  Esa mañana del lunes era como cuando ocurre un desastre, uno pasaba por los pasillos viendo quiénes seguían ahí.

Estuve ahí cerca de un mes y medio luego de eso, y era difícil porque todos los días despedían a más personas, pero uno aún tenía que trabajar.  No tengo claro qué pasó después de unos cuantos meses.  Vendieron el complejo de edificios que utilizaban y se consolidaron en el edificio más pequeño.  Trabajaron en proyectos pequeños con participación limitada.  En su página puedes ver que trabajaron en películas como “Machete Kills”, la nueva de X-Men (“X-Men: Days of Future Past”), “The Secret Life of Walter Mitty” y unas otras.  No tengo idea de cuánto participaron en estas películas.

En todo este tiempo también estaba el asunto de pagarle a las personas aquello que la compañía les debía.

Recientemente, John Hughes, el fundador y dueño inicial de R&H abrió una escuela de efectos visuales y animación, John Hughes Institute, y varios de los empleados de alto rango del estudio se fueron con este a trabajar ahí”.

, , , ,

No comments yet.

Leave a Reply

Ahí vamos.