Nosotros

“Ready Player One” – Un espectáculo para ‘gamers’ y cinéfilos

El aclamado director Steven Spielberg vuelve a deleitarnos con la magia del cine y otro gran filme. Esta vez le toca a uno que honra la cultura del entretenimiento – “Ready Player One”.

The Iron Giant es uno de los reconocidos personajes que aparece en el filme.

Adaptada de una novela de ciencia ficción del estadounidense Ernest Cline, “Ready Player One” nos invita al futuro. Es el año 2045 y el mundo se ha vuelto un lugar desalentador. Por suerte, existe el OASIS, un impresionante mundo virtual en donde las personas pueden ir a cualquier lugar, hacer lo que se les antoje, y ser quien quieran ser, limitados solamente por su propia imaginación. El creador de OASIS, James Halliday, dejó su inmensa fortuna y el control del mundo virtual al ganador de un concurso diseñado para encontrar un sucesor digno. Cuando el joven Wade Watts (Tye Sheridan) conquista el primer reto de la cacería virtual, él y sus amigos, conocidos como el High Five, se adentrarán a un fantástico universo de descubrimientos y peligros que deberán vencer para salvar el OASIS… y su mundo.

Esta película es entretenida de principio a fin. Tanto así, que dura dos horas y 20 minutos y para nada se siente larga. Tiene muchísimas referencias a videojuegos (tanto clásicos como modernos) y películas, por lo que tanto los ‘gamers’ como los amantes del cine saldrán complacidos.  En serio, tiene tantas que de seguro tendrás que verla más de una vez para apreciarlas todas, y aún así, pierdas detalles.

Tye Sheridan interpreta a Wade Watts.

La cinematografía es muy buena y las transiciones son muy efectivas. La música es a su vez un tributo a la década de los ochenta, con múltiples éxitos en su repertorio.

Todos estos detalles enriquecen el filme, y de hecho, son el principal atractivo, apelando en repetidas ocasiones a la nostalgia y sorprendiendo a la audiencia sorpresa tras sorpresa, por lo que evitaremos compartir detalles sobre qué, quiénes o dónde, para no arruinarles nada. Claro, las personas con mayor experiencia con los videojuegos y el cine serán quienes mayor gratificación obtengan de “Ready Player One”.

Las actuaciones también fueron buenas. Aparte de Sheridan, Letitia Wright, Olivia Cooke, Hannah John-Kamen, Ben Mendelsohn, T.J. Miller, Simon Pegg y Mark Rylance completan algunos de los espacios principales del elenco. Fue curioso ver a Simon Pegg hacer un rol más serio, al igual que ver a Mark Rylance (“Bridge of Spies” y “Dunkirk”) como un genio ‘hippie’.

Las secuencias de acción están muy bien logradas y son sencillamente un viaje. No existe un momento aburrido mientras se está en el OASIS. La película captura, en cierta forma, la experiencia de jugar en línea con amigos y desconocidos.

Olivia Cooke en “Ready Player One”.

Los efectos especiales se ven extraordinarios, verdaderamente piensas que estás dentro de un videojuego. Las animaciones son muy fluidas y detalladas, algo que esperarías de una película de Spielberg.

En lo único que encontramos que había espacio para mejorar fue en su tercer acto, pues para ser una película tan llena de sorpresas, varias partes de su conclusión resultan esperadas. También nos habría gustado conocer más de la vida real de los demás integrantes del High Five.

Es difícil imaginar el proyecto en las manos de otro director que no sea Spielberg, pues claramente está en su elemento con este filme de aventura y ciencia ficción. Recomendamos verla en la pantalla más grande con el mejor sonido, para amplificar la experiencia. Saldrás con las ganas de revivir esas series y películas que veías cuando pequeño, escuchar música de los 80 a todo volúmen y sobre todo, de encontrar un OASIS en un mundo virtual.

Estudio: Warner Bros.
Director: Steven Spielberg
Duración: 2:20
Guión: Zak Penn y Ernest Cline
Historia: Ernest Cline
Clasificada: PG-13
Género: Acción/Aventura/Ciencia Ficción

Calificación: 4.5/5

Cristian Pérez colaboró en esta reseña.

, , , , , , ,

Ahí vamos.