Nosotros

“Tomorrowland” – Invitación a un futuro oculto

El Magic Kingdom de Disney ha dado tela para crear largometrajes basados en sus atracciones: algunas van desde una película, “The Haunted Mansion”, hasta una saga de múltiples entregas cinematográficas, como lo es el caso de “Pirates of the Caribbean”. Esta vez le tocó el turno al área futurística que muchos conocemos por ser el hogar de Space Mountain… Tomorrowland. ¿Y cómo uno hace una película de un área futurista que muestra más el concepto del futuro de hace varias décadas en vez del actual? Pues Brad Bird (“The Incredibles” y “Mission Impossible – Ghost Protocol”), Damon Lindelof (“Lost” y “Star Trek: Into Darkness”), y Jeff Jensen usaron ese concepto futurístico y “vintage” como punto de partida para desarrollar una historia relacionada a ese pedacito del parque temático.

Thomas Robinson y Raffey Cassidy en "Tomorrowland".  Foto: Walt Disney Pictures.

Thomas Robinson y Raffey Cassidy en “Tomorrowland”. Foto: Walt Disney Pictures.

 
En “Tomorrowland”, una adolescente con sed de conocimientos científicos y un adulto que una vez fue un niño genio inventor, atados por un destino en común, emprenden una misión para descubrir los secretos de un lugar oculto en tiempo y espacio que existe en la mente de estos.

El inicio del filme es muy tierno y evoca a los sueños de la infancia y cómo esperábamos que fuera el futuro. La cuidadosa presentación del futuro guarda ciertos aires de los juegos de “Bioshock”, y resalta imponentes estructuras de metal entre una población con vestimentas de tonos amarillos y mostaza. Y es divertido conocer este mundo oculto desde los ojos de un niño. Sin embargo, toda esta maravilla visual pierde su lustre a mediados de película, donde el filme tiene un flujo lento y demora más de lo que debería en solucionar el conflicto. Por suerte, logran rescatar el filme al final con un emotivo cierre que trae consigo un mensaje satisfactorio.

Entiendo que de haber manejado mejor la travesía hacia el desenlace, la conección emocional entre el filme y la audiencia pudo haber sido más significativa.

Algo que me estuvo interesante del filme fue ver como Disney aprovechó su adquisición de “Star Wars” para usarla a su favor.

“Tomorrowland” tiene unas cuantas secuencias de acción a lo “Kick-Ass”, que funcionan muy bien, pero la realidad es que más acción habría beneficiado al filme.

La película cuenta con los talentos actorales de George Clooney, Hugh Laurie, Britt Robertson, Raffey Cassidy, Tim McGraw, y Thomas Robinson, entre otros. El rol de Clooney es el de un adulto muy malhumorado como para desarrollar empatía hacia este. El de Laurie es una versión sosa de “House”, menos sarcástico pero igual de infeliz. Robertson y Cassidy realizan un buen trabajo al igual que Robinson, aparte de que creo que el escogido de Robinson para representar al personaje de Clooney cuando niño fue acertado.

La banda sonora estuvo en manos de Michael Giacchino, quien además hace una breve aparición en el filme.

Dijo una vez Eleanor Roosevelt que “el futuro pertenece a aquellos que creen en la belleza de sus sueños”, y este filme es una estampa más de cómo los sueños de Walt Disney aún siguen siendo relevantes 60 años después (El primer Tomorrowland abrió sus puertas en Disneylandia el 17 de julio de 1955).

Clasificación: PG
Duración: 2:10

Calificación: 3.5/5

, , ,

No comments yet.

Leave a Reply

Ahí vamos.