Nosotros

Primeras impresiones: The Culling

Nota: The Culling no está completo aún. Al momento de escribir esta nota, se encontraba aún bajo la categoría de juego de acceso temprano en Steam (“Early Access Game”), por lo que por ninguna razón deben tomarse estas primeras impresiones como una reseña del juego final.

¿Te gustó “The Hunger Games”?  Independientemente de que sea ‘sí’ o ‘no’ tu respuesta, ya puedes jugar el videojuego no oficial de “The Hunger Games”, conocido como The Culling.  De hecho, no existe videojuego oficial de la saga de Katniss Everdeen, así que ese es el mercado al que aspira este nuevo juego de la compañía Xaviant.  Digo “no oficial” porque ciertamente los desarrolladores no tienen los derechos de la película ni los libros, pero son más que aparentes las similitudes entre el videojuego y el filme.

Suministradas.

Suministradas.

Valiéndose del motor de videojuegos Unreal Engine, The Culling tira en una arena a 16 competidores, quienes deben armarse como mejor puedan y matarse entre ellos, mientras sus nombres aparecen en el cielo.  Esto ocurre durante un transcurso de 25 minutos, o hasta que solo una persona quede con vida.

Modos de juego:

Práctica:

Dividida en práctica básica o avanzada, el modo de práctica te lleva a la única aparente introducción al concepto del juego.  Te habla un poco de la competencia en la que estás metido, y te invita a visitar cuarto por cuarto, donde aprenderás a crear armas fusionando materiales, para luego conocer cómo usarlas y defenderte.  La sensación del tutorial emula la experiencia que uno tiene al jugar Portal, pues vas probando tecnología encerrado en un laboratorio, mientras un narrador desconocido te dice qué hacer.

“Free For All”

Este es el clásico “todos contra todos”, y la versión que probablemente querrás jugar una vez tomes los tutoriales.  Tan pronto entré, en la parte superior derecha, aparecía un conteo que decía “25 minutos para que empiece la sesión”.  No obstante, el narrador anunciaba que mis contrincantes ya se andaban matando por ahí.  Resulta que el conteo es para la próxima tanda.  La actual empieza desde que entras al juego.  Como el reñidero es amplio, con el paso del tiempo, el mapa se va haciendo más pequeño, para asegurar que habrá confrontación entre los que quedan con vida.

Mientras estás en el juego, solo puedes conversar con los espectadores, pero las veces que he jugado, nunca he podido sostener una conversación.

Como soy terrible en el juego, no hizo falta que me mataran esta vez.  Terminé suicidándome varias veces por error.  Como el concepto del juego es llegar al último sobreviviente, no existe semejante cosa como revivir en la misma sesión, o “respawning”.  En el caso de que te maten (o te mates), te quedan dos opciones en el juego: o te quedas como espectador o te largas para el menú principal.  Por supuesto, me quedé como espectador.  En este, puedes observar lo que pasa en el juego, siguiendo, en tercera persona, al jugador que escojas.  Como espectador, me di cuenta que una vez alguien ganaba, al menos al espectador no le aparece pantalla de celebración ni nada que indique que el juego se terminó y que ese jugador resultó ser el ganador.  La imagen se congela durante unos segundos y te saca al menú principal una vez culminado.

En equipo

Este modo de juego divide a los jugadores en dos equipos.  Puedes ver a tus compañeros en el mapa, como unas siluetas azules a distancia, y puedes hablarles si aprietas la tecla Y.  Como es de esperarse, gana el único equipo en permanecer con vida.

the-culling-videogame-2

Otras observaciones

El menú de creación de personajes me pareció algo limitado al momento, pero entiendo que una vez esté completo el juego, habrá más variedad.  En esta versión, solo se pueden hacer personajes masculinos, con tres tipos de cara y seis tonos de color de piel.  Aunque aparece la palabra “female”, pero no te permite hacerle clic.  Puedes cambiarle la camisa, los pantalones y el pelo al personaje, y cada vez que terminas una sesión de batalla, ganes o pierdas, te regalan un nueva nueva pieza de ropa.

The Culling tiene unos cuantos problemas de programación que ocasionan que el juego se cierre, sobre todo mientras estás esperando para entrar.  Esto resulta bastante frustrante, cuando la espera promedio para entrar al servidor es de dos minutos con un segundo (2:01).  En una ocasión, me tomó 1:58 para entrar, y tan pronto entró, el juego se cerró, o en buen castellano, ‘crasheó’.  En otra, esperé 2:28 para entrar y tampoco me dejó.  Esta vez me acusó de estar haciendo trampa, lo cual no era cierto.  No obstante, la tercera vez que lo intenté, sí me permitió entrar a jugar.

El juego te permite jugarlo con un control de USB, pero en la pantalla te sigue haciendo referencia a la letra del teclado y algunas movidas, como la de atacar, no funcionan como deberían.  Por eso es recomendable jugarlo con el teclado y el ratón.  Los controles funcionan lo suficientemente bien como para jugar competitivamente, siempre y cuando uses el teclado y el ratón.

Las animaciones de los personajes son bastante estáticas y podrían trabajarse más, sobre todo si aspiran a crear un juego más realista (que entiendo que sí, pues solo hay tres colores de piel: blanco, negro y asiático).  Como espectador, verás acciones limitadas mientras que los efectos de sonido no concuerdan con lo que ves en la pantalla.

Algunas gráficas necesitan trabajarse más, como la presencia de un gas venenoso que a veces no encaja bien con otras texturas del mapa, y las batallas son algo incómodas, sobre todo en el manejo de la cámara al momento de las confrontaciones.  Sin embargo, el ambiente de tensión que tienes en el juego por la naturaleza de este, funciona bien.

La música del juego circunda en tonos que buscan generar tensión bajo un aura meditativa, tipo ‘new age’.

El narrador es jovial y algo gracioso, pero repite exactamente lo mismo durante cada sesión, por lo que va perdiendo la gracia mientras más lo juegas.

Algunas áreas del juego quedan muy oscuras bajo las sombras, lo que dificulta saber si una posible amenaza se esconde cerca.  Esto es beneficioso en cuando al concepto del juego, pero visualmente se siente limitado al no tener riqueza tonal en sus sombras.

El juego tiene una gran selección de armas y su nivel de violencia es adecuado para el género.

Los desarrolladores trabajan constantemente en el juego, lo que resulta en actualizaciones o “patches” de diversos tamaños.  Al momento de este escrito, el último fue de 1.5 GB.

the-culling-videogames-3

Recapitulando…

Aunque innegablemente el juego tiene influencia directa con “The Hunger Games”, su concepto me recordó un poco a “The Ship: Murder Party”, un juego de 2006 en el que ocurren batallas alocadas con armas “random” como destornilladores, sombrillas, sartenes, palos de golf y hachas, y todo en crucero en alta mar.  De hecho, este juego lo remasterizaron este año y pronto lo estaremos reseñando aquí en Todo Lo Cool.

A juzgar por los comentarios en la página del juego en Steam, The Culling, así como está, es del agrado de muchos.  No obstante, aún hay mucho por pulir e irá mejorando.  En su estado actual, al día martes 19 de abril, aún no despierta en mí ganas de entrar a seguir jugándolo, pero esto podría cambiar con las actualizaciones que seguirán llegando en los próximos meses.  El juego tiene potencial, pero todo dependerá de cómo llegue a su estado final.

Nombre: The Culling
Compañía: Xaviant
Plataforma: PC/Windows
Versión estudiada: #89935
Costo: $14.99
Género: Acción, independiente
Lanzamiento: el acceso temprano inició el 4 de marzo de 2016

¿Quieres jugarlo? Compra The Culling aquí.

,

No comments yet.

Leave a Reply

Ahí vamos.