Nosotros

Thimbleweed Park – Misterios entrelazados de un pueblo chico

El 1987 fue un año emblemático para Ron Gilbert y Gary Winnick. Cuando ambos trabajaban en Lucasfilm Games, lanzaron para esta fecha el videojuego Maniac Mansion, una aventura gráfica sobre un joven que tiene que rescatar a su novia, quien fue secuestrada por un científico loco controlado por un meteoro sensible. Si naciste en los ochenta, es posible que hayas jugado Maniac Mansion en el NES. Recuerdo jugarlo en casa de mi primo y siempre me intrigó su historia, ya que cada personaje abría la puerta a un final distinto mediante diferentes experiencias de juego.

Por si te trae memorias este ‘cartridge’. Foto: RetroGamePower.nl

Ahora, 30 años más tarde, Gilbert y Winnick, junto a su compañía Terrible Toybox, regresan a la carga con un nuevo videojuego titulado Thimbleweed Park, cuyos hechos precisamente ocurren en el 1987. Este juego fue sustentado por el apoyo de la comunidad de internautas mediante la plataforma Kickstarter, quienes sobrepasaron la meta de $375,000 por $251,000.  Los que aportaron a la causa, obtuvieron beneficios como que sus nombres y grabaciones de voz aparezcan en el juego, al igual que preparar textos de algunos libros presentes en el juego.

Los desarrolladores se lavan las manos en relación al contenido de los libros.

La premisa de Thimbleweed Park es la siguiente: “Perdido al final de una polvorienta autopista, hay un pueblito orgulloso que una vez lucía un opulento hotel, un vibrante distrito comercial y la fábrica más grande de almohadas de todo el estado. Ahora, solo hiede a desesperación, añorando ser lo que una vez fue.

Un cuerpo ha sido encontrado en el río, hinchado y pixelado, por la descomposición de una muerte provocada. Los agentes Ray y Reyes llegan a la escena del crimen, e inmediatamente sospechan de las intenciones ajenas. Poco después, encuentran a un par de personas disfrazadas de palomas, que comienzan a hablar sobre señales, y de ahí, todo se hace cada vez más raro. Un payaso maldito, una diseñadora de videojuegos desheredada y el fantasma de un vendedor de almohadas se unen a la historia y añaden sus propias complicaciones” (más detalles de la premisa aquí).

Delores en su recámara.

Este juego me tuvo cautivo hasta devorármelo, pues necesitaba saber cómo terminaba la historia para estos personajes. La mayoría de las pruebas que te presenta pude rebasarlas sin problema, pero una que otra hicieron que me rompiera la cabeza, y que aún en el trabajo, siguiera pensando en posibles formas de seguir adelante en el juego.

Thimbleweed Park es uno de esos juegos de aventura catalogados como ‘point and click’, refiriéndose a que prácticamente solo necesitas un ‘mouse’ de computadoras para jugarlo (y la computadora, ¡obviamente!).  Seleccionas objetos o personajes, y seleccionas acciones en el menú para interactuar con ellos.

Así es el menú del juego.

Sus gráficas son pixeladas, siguiendo el estilo de Maniac Mansion, pero aún siendo imágenes de pixeles agrandados, hay una mejoría notable a las gráficas que presentaba el juego de hace tres décadas.

Algunos de los personajes que verás en el pueblo chico de Thimbleweed Park.

Los personajes que presenta el juego son bastante interesantes y los diálogos son muy graciosos. Además el talento actoral de las voces exalta la dinámica entre personajes.  La intriga de la historia y el humor con que la presenta es una combinación ganadora en este videojuego.  El juego incluye además, múltiples referencias a Maniac Mansion, que dan de comer a la nostalgia.

El agente Reyes busca pistas en un baño poco cuidado.

El juego tiene dos métodos de juego:

  • Casual, para aquellos que no están muy familiarizados con los juegos de este estilo
  • Difícil, con rompecabezas adicionales

Primero jugué el juego en modo casual, para aclimatarme con la oferta.  Me tomó 14 horas y media en obtener todos los finales de los personajes.  Una vez completado, empecé a jugar el modo difícil, que ciertamente, es un poco más complicado.  Beneficia el haber jugado el modo casual primero, pues empiezas a conocer en dónde poder conseguir los objetos que necesitas, pero desde el principio ya te está presentando cambios y pruebas adicionales para progresar en el juego.  El modo difícil además tiene nuevos lugares para explorar y personajes nuevos que no aparecen en el modo casual, por lo que recomiendo jugar ambos.

Lamentablemente no he terminado aún el juego en el modo difícil, pero de lo que he jugado al momento, me ha gustado los nuevos retos que presenta, y me da curiosidad saber si los finales también cambian o no.

Probé el juego en una Mac, y el juego corrió como un sueño.  El único problema técnico que enfrenté fue un objeto con el que no pude interactuar porque quedaba fuera de los espacios accesibles, pero luego apareció en otro lugar y entonces no tuve problemas para recogerlo.

La unión de las diferentes historias funciona en el pueblo de Thimbleweed Park.  Aunque la agente Ray odie el pueblo, yo disfruté mucho de mi estadía en el mismo.  Los finales fueron buenos y justifican en cierta forma la trama.

La agente Ray contempla el horizonte. Aunque odia el pueblo, lo admira.

Mi preocupación al finalizar el juego en el modo casual fue que me quedé con objetos que no utilicé, pero entiendo que existe la posibilidad de que los mismos tengan algún propósito en el modo difícil de juego.

Si las historias de intriga, los rompecabezas y el buen sentido del humor son lo tuyo, no vas a querer perderte la experiencia de jugar Thimbleweed Park.  La página de Kickstarter presenta al juego “como abrir una gaveta vieja y encontrar un juego de aventuras sin descubrir de LucasArts que nunca habías jugado”.  Y sí, esta descripción le cae como anillo al dedo.  Es exactamente así.

El juego ya está disponible a partir de hoy, jueves, 30 de marzo, a un costo de $19.99 en Steam, GoG y otras tiendas de videojuegos, para Windows (PC), Mac, Xbox One y Linux.  Más tarde saldrá también para iOS y Android.

Calificación: 5/5

, , , , , ,

No comments yet.

Leave a Reply

Ahí vamos.