Nosotros

“Venom” – Venenosa ausencia del Hombre Araña

Primero tengo que confesarles que estoy contaminado por el cómic que me ha explicado el origen de Venom en “Spider-man: Birth of Venom”. Y más aún, tengo que hablar del “big elephant in the room”. Sabemos que por conflictos de negocios, actualmente los personajes Venom y Spider-Man son hermanos con diferentes madres: Marvel Studios y Sony Pictures. No fue hasta el pasado febrero de 2015 que Marvel obtuvo la custodia del bebé mayor, Spider-Man. Ahora Sony Pictures, como madre despechada, le exige al menor (Venom) que sea mejor que su hermano mayor a como dé lugar. En fin, usar una historia del cómic sin Spider-Man… *Yuck!*

La película

El Dr. Carlton Drake (Riz Ahmed), de la compañía Life Foundation, es un científico misántropo que ve la vida humana como desechable y está absolutamente fascinado con las criaturas alienígenas amorfas conocidas como simbiontes (raza de Venom). Por eso decide traerlas al planeta Tierra. Eddie Brock (Tom Hardy) es un periodista que investiga unas acusaciones legales en contra del Dr. Carlton. Dentro de su investigación, se topa con el secreto de los simbiontes que oculta la compañía Life Foundation y terminando siendo poseído por uno de ellos, Venom.

En esta entrega, se utilizó la influencia de dos series basadas en los cómics “Venom: Lethal Protector” y “Battle of the Symbiotes”, pero la película estuvo llena de intenciones, no de adaptaciones. Intentó llevarnos al reto del antagonista para con su plan egoísta. Intentó también acercarnos a la guerra psicológica entre Venom y Eddie Brock. Además, intentó enseñarnos relaciones con naturalidad entre todos los personajes. El filme comienza demasiado lento para llegar al primer conflicto que todos podemos predecir: que Eddie Brock se convierte en Venom. De ahí, escala a una fase en la que te sientes listo para sorprenderte y nada…sigues flotando como “Major Tom” en el espacio sideral. Por más que yo hubiese sentido que la propuesta de los conflictos era buena, no fue sorprendente saber el punto culminante.

En el departamento de arte y diseño gráfico, por favor, Sony, ¡ya basta con los “flares” azules en la pantalla! Déjenlos en el 2010. Sin embargo, el CGI del personaje de Venom me pareció muy creíble y es similar a lo que vemos en el cómic.

Por otro lado, las escenas de acción, en donde busqué una zona para sentirme satisfecho, tampoco me sorprendieron. Creo que ver “Crouching Tiger, Hidden Dragon” el día anterior me subió demasiado la barra de juicio sobre las secuencias de pelea.

Conclusión

Sí, Sony Pictures, lo sabemos… Nos desesperamos por ver a Spider-Man en el otro lado y no fuimos pacientes para esto que nos traías. Perdónanos, pero “Venom” ‘soquió’ solo. *Gritando por dentro* “¡¿Vuelve, Hombre Araña?!”.

OJO: Hay dos escenas después de los créditos.

, , , , , , ,

Ahí vamos.